PARQUE NATURAL DE DOÑANA
 
SANLÚCAR DE BARRAMEDA
 

         

Se encuentra situada al noroeste de la provincia, a la izquierda de la desembocadura del Guadalquivir. El peso de su historia se hace notar en sus nobles fachadas, iglesias, conventos, palacios y bodegas. Una historia que convierte a Sanlúcar de Barrameda en una ciudad que es, a un tiempo, única y plural: destino final para los pueblos colonizadores de la Antigüedad, bastión del señorío de los Duques de Medina Sidonia, próspero centro del comercio ultramarino, sede de fundaciones y conventos, campesina y pescadora, ciudad del veraneo decimonónico y, como no podía ser de otra forma, cuna de un vino selecto y delicado: la manzanilla. 

Sus habitantes se denominan Sanluqueños.

Superficie: 172 km2
Distancia a la capital: 44 km.
Altitud: 30 m.

Página web oficial: www.aytosanlucar.org

HISTORIA
La ciudad fue fundada por los tartesos, aunque fueron los árabes quienes dejaron más restos de su asentamiento. En el siglo VIII los normandos penetraron a través de esta ciudad por el río Guadalquivir hasta Sevilla, donde fueron capturados. En 1264 fue conquistada por Alfonso X el Sabio y poco después fue cedida a Guzmán el Bueno, como recompensa por su actuación en la defensa de la ciudad de Tarifa. Los Guzmán toman el ducado de Medina Sidonia. En esta época Sanlúcar goza de un gran auge económico, siendo uno de los centros de comercio más importantes de Andalucía.

En 1645 el noveno duque de Medina Sidonia intenta proclamarse rey de Andalucía, pasando la ciudad a depender de la corona. Se inició con ello un declive de la ciudad que no se recuperó hasta el siglo XVIII gracias a la figura del valido Godoy. Llegó incluso a convertirse en provincia marítima independiente hasta med