PARQUE NATURAL SIERRA DE GRAZALEMA
 
 

Si bien el entorno natural es una fuente de singularidades como ya hemos comentado, la huella del hombre no está exenta de elementos únicos. La población del Parque se concentra casi en su totalidad en los trece núcleos urbanos que contemplan, incluso a aquellos habitantes que basan su economía en el pastoreo es extraño encontrarlos habitando zonas aisladas. La razón de este comportamiento es de herencia cultural y ha caracterizado a los habitantes de estas poblaciones desde el nacimiento de las mismas en época andalusí. 

Durante la ocupación árabe, al hallarse en zona fronteriza y de continua actividad bélica, los habitantes se veían obligados a vivir reunidos en las urbes que generalmente contaban con sus propios castillos y atalayas, la mayor parte de ellos aún se conservan en estos pueblos. Esta razón es sin duda la más plausible, ya que hoy son una excepción en esta zona los pueblos que no fueron creados por los árabes: El Bosque, fundado por el Duque de Arcos en el siglo XVI y Prado del Rey por Carlos III, posteriormente, son dos de estas excepciones.
 
Desde época andalusí a la actualidad, la mayor parte de los elementos esenciales de estos pueblos se ha visto inalterada y, de hecho, las comparaciones de muchos pueblos marroquíes con los Pueblos Blancos, como se los conoce por el color que le da la cal de las paredes, se hace inevitable, hasta para el visitante profano a la arquitectura y el estudio de las costumbres. La estrechez y lo laberíntico de sus calles es al mismo tiempo recurso árabe común de seguridad, medida para guarecerse de los vientos y crear zonas de sombra en verano. 

Otro elemento asimilado es la actividad artesanal, incluso en Ronda que ha redirigido su economía hacia el sector servicio debido a su popularidad turística, o en Ubrique, que ha industrializado el tratamiento de la piel, es posible encontrar aún procedimientos artesanales transmitidos desde las mencionadas épocas como son el tratamiento del esparto o la elaboración de mantas en el municipio de Grazalema.
 
Otras poblaciones de singular interés, además de las ya mencionadas, son Benaocaz, Villaluenga del Rosario, El Gastor, Ubrique y Algodonales.

       
ver más fotos