Ayuntamiento de San Fernando
Cronología:  
Siglo XVIII-XIX
Estilo:
Neoclásico y ecléctico, con añadidos decimonónicos
Localización:
Situada en la plaza del Rey de la localidad isleña
Historia:
En el Ayuntamiento de la Villa de la Real Isla de León, se reunieron por primera vez, en la mañana del 24 de Septiembre de 1810, los diputados de las Cortes Generales y Extraordinarias, pero el origen de este cabildo municipal lo podemos encontrar a principios del siglo XVIII, cuando el impulso y auge poblacional que en esos momentos estaba alcanzando la ciudad, plantean la necesidad de dar una nueva forma o giro a la estructura y organización de la villa, mediante el establecimiento de una forma de gobierno totalmente autónoma y la creación de un cuerpo capitular propio que controlase todos los asuntos. 

El 28 de enero de 1766 se materializaba con la constitución de manera oficial del Ayuntamiento de la Isla de León. El primer cabildo se realizó en la Escribanía de Don Álvaro de la Torre Canales, pero pronto se planteó la necesidad de dotar al ayuntamiento de una sede oficial desde donde celebrar las reuniones. 

Aunque el proyecto de edificación se fechó en 1776, éste no se materializaría hasta 1778, cuando bajo la dirección del arquitecto gaditano Torcuato Cayón se comenzó la obra. En 1783 la construcción sufre un parón por la muerte del arquitecto, y el cabildo decide nombrar a otro arquitecto, -Pedro Ángel de Albisu-, para que continuara con la construcción, lo que supuso cambios y modificaciones de proyecto inicial. Ya en 1883 el arquitecto provincial Amadeo Rodríguez, será el encargado de finalizar las obras que darán por concluidas 1894. 

A partir de este momento el edificio tiene un uso continuado, adquiriendo gran importancia a partir de 1810, imbuida la Isla de León en plena Guerra de Independencia, por ser el lugar elegido para la primera reunión de las Cortes Generales y Extraordinarias, antes del traslado de estas Cortes a su sede en el Real Teatro Cómico (hoy teatro de la Cortes). En este Ayuntamiento será donde los diputados, reunidos en la sala capitular, acuerden la fórmula de juramento que se realizaría posteriormente en la Iglesia Parroquial de San Pedro y San Pablo de la ciudad.
Arquitectura:
Esta monumental construcción de origen neoclásico, y donde destaca su fachada principal construida sobre una doble escalinata para salvaguardar el desnivel del terreno, se proyecta como un enorme rectángulo de tres pisos y entresuelo abovedado, en cuyo interior se encuentran dos patios interiores, alrededor de los cuales se organizan las dependencias.


La fachada principal consta de tres cuerpos. En el central destacan sus rectángulos con decoración de guirnaldas y un reloj central rematado con el escudo de la ciudad entre las figuras de la Fama y la Abundancia. El último cuerpo se remata con amplia cornisa y un pretil realizado con pilares y balaustres. Destaca también por sus piezas de carpintería, en su mayor parte del último tercio del siglo XIX. Entre ellas figuran la puerta principal, diseñada por Amadeo Rodríguez y en la que presenta el escudo de la ciudad. Similares valores artísticos presenta la rejería del edificio, realizada en los años finales del siglo XVIII.

Al interior se le quiso dotar de mayor funcionalidad, siendo ocupadas sus plantas por diversas oficinas municipales, a las que se accede a través del vestíbulo con escalera imperial de mármol blanco, y cuya decoración mantiene las mismas características del exterior con almohadillado, pilastras corridas de orden monumental, arquerías ciegas y capiteles decorados con relieves de leones rampantes. Las arquetas presentan falsa decoración arquitectónica a modo de vanos, destacando el central con relieve del escudo de la ciudad, y en el techo aparecen seis claraboyas de rosetones y guirnaldas florales simulando yeserías.

Entre sus dependencias destaca la Biblioteca del Almirante Lobo y los fondos documentales que componen el Archivo Municipal de la ciudad; y en la actualidad este edificio esta siendo sometido a un proceso de restauración con vistas a la celebración del Bicentenario de las Cortes, a celebrarse en el 2010.